Contenido principal

Modelo Integrado de Planeación y Gestión

Informe pormenorizado del Estado del Control Interno

Informes de empalme

Informe pormenorizado del Estado del Control Interno


 

Informe pormenorizado del Estado del Control Interno
Portada informe de gestión 2014 -2018

Informe de Gestión 2014 -2018

La educación en Colombia es considerada como una herramienta fundamental para reducir la desigualdad y la pobreza. En este sentido, durante el último cuatrienio (2014-2018), el Ministerio de Educación Nacional (MEN) se trazó la meta de mejorar la calidad de la educación en todos los niveles, avanzar en el cierre de brechas y generar igualdad de oportunidades entre los niños y jóvenes para que pudieran hacer realidad sus sueños, sin importar sus condiciones económicas.

Colombia la mejor educada 2025. Informe de gestión 2014-2016

Cinco décadas de conflicto armado en nuestro país han hecho de la paz una causa que nos une a todos los colombianos. Más allá de la firma de acuerdos que pongan fin a los enfrentamientos con grupos alzados en armas, Colombia clama por una paz estable, duradera e incluyente; una paz con más y mejores oportunidades para todos. Sin embargo, hoy el futuro de nuestros niños y jóvenes depende en gran medida de si nacen en hogares ricos o pobres. ¿Cuál es la diferencia? Si crecen en un hogar privilegiado, su futuro está lleno de oportunidades y tienen la posibilidad construir libremente su proyecto de vida. Para aquellos que provienen de hogares con escasos recursos, el acceso a educación, vivienda y salud de calidad, entre otros, depende de las posibilidades económicas de sus familias.

Educación de calidad: el camino para la prosperidad. Informe de gestión 2010-2014

Cuando una sociedad madura y avanza en equidad y prosperidad social, es natural que sus problemas y expectativas se transformen y adecúen a los nuevos retos que enfrenta. En educación, por ejemplo, Colombia ha realizado un trabajo serio e importante en los últimos veinte años que, a la vez que ha permitido avanzar en muchos frentes, también le ha impuesto nuevos desafíos. Pese a los innegables avances, el reto de cerrar las brechas de inequidad que históricamente ha sufrido Colombia en materia de acceso, calidad y permanencia sigue siendo apremiante, y garantizar la calidad educativa para todos los colombianos es la mejor forma de acabar con las desigualdades desde la raíz y construir un país para la paz.