Contenido principal

Un ingeniero industrial con alma ambiental

08 de noviembre de 2017

Edwin Stiben Urbano proveniente de San Pablo (Nariño), terminó sus estudios en la Institución Educativa Antonio Nariño, ubicado a 123 kilómetros de la capital nariñense

Ministra de educación con Stiven, estudiante pilo con el mejor promedio
Ministra de educación con Stiven, estudiante pilo con el mejor promedio

Bogotá, 8 de noviembre de 2017. MinEducación. Edwin Stiben Urbano es un joven caracterizado por el empeño y la dedicación que le imprime al logro de sus metas. Ese esfuerzo lo tiene hoy como uno de los más de 30.000 beneficiarios del Programa ‘Ser pilo paga’.

Este hijo de un agricultor y una ama de casa, proveniente de San Pablo (Nariño), terminó sus estudios en la Institución Educativa Antonio Nariño de este municipio, ubicado a 123 kilómetros de la capital nariñense; allí ocupó el primer puesto en las Pruebas Saber e inmediatamente decidió presentarse a la Universidad Nacional en Bogotá, donde aprobó el examen sin problemas para ingresar a Ingeniería Industrial.

Sin embargo, las dificultades económicas de su hogar le impedían estudiar en el interior del país. Casi resignadas sus ilusiones, se enteró de la nueva iniciativa del Gobierno nacional para apoyar a estudiantes que, como él, tienen un alto desempeño académico, pero no cuentan con los recursos suficientes para estudiar.

Fue así como se convirtió en uno de los primeros beneficiados de ‘Ser pilo paga’, para iniciar sus estudios de Ingeniería Industrial en el campus de la Universidad Nacional en Bogotá, donde llegó acompañado por su papá y su mamá.

Desde entonces ha decidido compensar con creces el esfuerzo de sus padres y continuar en el camino que lo conducirá a ser un excelente profesional. Prueba de ello es que actualmente es el estudiante de la primera convocatoria con el promedio acumulado más alto: 4,8.

Actualmente Edwin hace parte de la Asociación Nacional de Estudiantes de Ingenierías Industrial, Administrativa y de Producción (ANEIAP). Inició como interventor y ahora es asociado de este grupo, que tiene como objetivo fortalecer a los estudiantes académicamente a partir de charlas, capacitaciones y talleres, entre otras actividades.

Cuando termine el pregrado quiere viajar a Francia para realizar un posgrado: quiere adquirir experiencia en su campo y lograr construir su sueño: ser el director de un emprendimiento sostenible de producción de bioplásticos.

“Ser Pilo Paga, más que una oportunidad económica es una oportunidad social, al permitir que los jóvenes de escasos recursos podamos acceder a educación superior de alta calidad. En mi vida el Programa es el pilar para la construcción de un proyecto de vida”, asegura Edwin.